free joomla extensions

        

 900px Escudo de España mazonado.svg    et    armada    escudo ejercito del aire    EscudoGuardiaCivil.svg    National Police Corps of Spain Badge.svg

Segundo Domingo de Adviento

La celebración del II Domingo de Adviento ha sido presidida por el Señor Arzobispo Castrense, acompañado del Secretario General de la diócesis y el Rector del Seminario.

En la homilía, el Señor Arzobispo ha subrayado que en este tiempo de Adviento, tenemos que llenarlo del sentido de Dios; que lo escabroso tiene que ser limpiado del hombre, para que el egoísmo no triunfe.
Dios aparece con la ternura de un pastor, un Dios cercano que nos promete el profeta Isaías, aunque esta promesa fue superada por el Emmanuel, el Dios con nosotros.

Aparece la figura de Juan el Bautista, como personaje clave, el precursor, anunciando a Jesús; él bautizará con agua y Jesús lo hará con sangre en la Cruz.

El Señor Arzobispo, nos exhorta a disponernos ante la vida cristiana con una conducta limpia y piadosa, a adentrarnos en el camino de conversión, a limpiar el odio y pecado que reside en nosotros, pues nuestra fe es sentir a Dios que habita en nuestro corazón; de este modo si caminamos, no nos quedamos estáticos; la vida cristiana no debe ser de tibieza, sino, de seguimiento a Dios, Él es quien nos impulsa. Dios no nos abandona.

Pidamos pues, el don de la alegría permanente y no nos quedemos en los afectos humanos, en el seguimiento a Dios se encuentra la felicidad.

Escucha la Homilía

 

Algunos momentos

  • 011
  • 012
  • 013
  • 014
  • Portada

 

 

Modificado por última vez en Miércoles, 09 Diciembre 2020 08:50

Volver