900px Escudo de España mazonado.svg    et    armada    escudo ejercito del aire    EscudoGuardiaCivil.svg    National Police Corps of Spain Badge.svg

Cabecera Noticia Arzobispado

 

Noticias del Arzobispado Castrense

Pregón de Semana Santa del General Félix Sanz en la Catedral de las Fuerzas Armadas

El General de Ejército Félix Sanz Roldán, director del Centro Nacional de Inteligencia (CNI), pronunció en la tarde de ayer, en la Iglesia Catedral de las Fuerzas Armadas el pregón de Semana Santa de la Congregación del Cristo de los Alabarderos.

Al pregón asistieron, entre otras autoridades eclesiásticas, civiles y militares, el Arzobispo Castrense de España, Monseñor Juan del Rio, el Vicario General D. Carlos Jesús Montes, el Jefe del Cuarto Militar de S.M. el Rey, Almirante Juan Ruiz, el Jefe de la Guardia Real. Coronel Eduardo Diz, el capellán de la Guardia Real, D. Ángel Díez, hermanos mayores de cofradías de Madrid, una nutrida representación de la Congregación del Cristo de los Alabarderos y fieles que abarrotaron la Iglesia Catedral de las Fuerzas Armadas donde asistieron posteriormente a un concierto de la Unidad de Música de la Guardia Real.

El General de Ejército Félix Sanz Roldán, fue presentado por el hermano mayor de la Congregación del Cristo de la Fe, Cristo de los Alabarderos y María Santísima Inmaculada de los Ángeles, Juan Carlos del Corral, y la pregonera del año pasado, Dña. Esperanza Angulo, fue la responsable de resaltar las vicisitudes personales y profesionales del conferenciante.

Las primeras palabras del General Félix Sanz fueron para preguntarse para que sirve un pregón ya que ha habido muchos de todo tipo y forma. Sin embargo, es útil porque no todo está dicho y además lo oye Jesús. Después indicó que su carrera militar la inició en el Sahara, en el desierto, en la nada y ahora mando sobre un Centro donde rige la discreción, solo se me ve a mí.

Félix Sanz describió a los personajes y situaciones costumbristas que han intervenido a lo largo de los tiempos en la Semana Santa de Madrid, que no perdido la solemnidad ni la fe. Tiempo de procesión con elementos como el zaguán, los pífanos, las alabardas, la música y el dolor que tres días después se transforma en luz y esperanza con la resurrección de Jesucristo.

  • IMG_5024
  • IMG_5028
  • IMG_5031
  • IMG_5032
  • IMG_5049
  • IMG_5053
  • IMG_5057
  • IMG_5062
  • IMG_5065
  • WP_20180322_19_20_10_Pro
  • WP_20180322_19_20_25_Pro
  • WP_20180322_19_43_37_Pro

 

Volver